Palacio de Peterhof

Palacio de Peterhof

Con una excelente mezcla entre el clásico estilo europeo y la majestuosidad que caracteriza las construcciones del Imperio Ruso, el Palacio de Peterhof es uno de los palacios reales más suntuosos y bellos del mundo.

Una mirada al pasado

Tras dominar el delta del Neva, Pedro el Grande encargó la construcción de una nueva residencia de verano junto a la costa. Para ello reuniría un equipo de arquitectos y todo tipo de artistas que darían vida a su sueño de crear un suntuoso palacio con exuberantes jardines.

Una vez finalizada la construcción, Pedro realizaría un viaje al Palacio de Versalles que le inspiraría a encargar la ampliación del complejo (algo que haría constantemente hasta su muerte), especialmente los espectaculares jardines.

Recorriendo el Palacio de Peterhof

Durante el recorrido por el palacio tendréis la posibilidad de conocer algunas de las estancias más emblemáticas para viajar en el tiempo y maravillaros con el majestuoso Salón de Baile, la Sala de los Retratos, la Sala China o el sorprendente Salón del Trono.

Al igual que ocurre en Versalles, los impresionantes jardines cobran tanta importancia como el palacio. La zona más conocida del jardín es el Parque Inferior, donde se puede ver un sistema formado por 18 fuentes entre las que destaca la Gran Cascada. Esta impresionante fuente está decorada con esculturas doradas y se encuentra distribuida en diferentes niveles que descienden de forma ordenada hasta desembocar en el mar.

Cómo llegar hasta el Palacio de Peterhof

La mejor forma de llegar hasta el Palacio de Peterhof es reservar una excursión desde San Petersburgo, de este modo no tendréis que preocuparos por averiguar cómo llegar ni de las interminables colas para comprar las entradas del palacio. Podéis reservar la excursión a través de la web en este enlace:

Imprescindible

El Palacio de Peterhof es una de las joyas arquitectónicas de Rusia y resulta un completo placer recorrer sus jardines y sumergirse en la historia de los Romanov a través de las majestuosas estancias palaciegas.

Es importante tener en cuenta que las fuentes (uno de los principales atractivos de los jardines) se congelan durante los meses de invierno y solo es posible verlas en funcionamiento desde mayo hasta octubre.

Horario

Todos los días de 10:30 a 21:00 horas.

Precio

Parque inferior (jardines y fuentes principales):
Entrada general: 700RUB.
Menores de 16 años: entrada gratuita.
Palacio grande:
Entrada general: 600RUB.
Menores de 16 años: entrada gratuita.

Excursión a Peterhof 80 €

Transporte

Autobús: lineas 200 y 210.